La inversión inmobiliaria en España crece un 10% este año y aguantará en 2023, según Inviertis

Dec. 12, 2022 Oficina Madrid

La actividad inversora se ha concentrado en las provincias de Barcelona, Madrid, Málaga, Valencia, Sevilla, Murcia, Gerona y Baleares


El sector inmobiliario ha captado el interés de los inversores este año, que cerrará con un incremento de la inversión del 10% en 2022, según la plataforma tecnológica de inversión inmobiliaria Inviertis.

La actividad inversora en edificios, casas y pisos se ha concentrado en las provincias de Barcelona, Madrid, Málaga, Valencia, Sevilla, Murcia, Gerona y Baleares. Y, sobre todo, en el primer semestre del año, ya que el anuncio por parte del Banco Central Europeo (BCE) del inicio de las subidas de los tipos de interés aceleró la toma de decisiones de comprar viviendas.

Según Invierties, el contexto macroeconómico actual constituye una oportunidad para aquellos inversores que buscan tranquilidad y una rentabilidad estable, lo que permite al inmobiliario español seguir registrando cifras positivas "pese a la incertidumbre generada por la inflación, la subida de tipos o las medidas adoptadas desde el Gobierno para la gestión del mercado y una Ley de Vivienda todavía por aprobar".

La plataforma asegura que el residencial es el segmento inmobiliario que mayor interés ha atraído a lo largo de 2022, tanto en volumen de inversión como en número de operaciones, con una rentabilidad media anual superior al 4,5%.

La fundadora y directora ejecutiva de Inviertis, Rebeca Pérez, recalca que “estamos en un entorno macroeconómico increíblemente cambiante. Nadie hubiese dicho en enero lo que teníamos por delante este 2022. Pese al drástico encarecimiento de la vida y de la financiación, la inflación empieza a estar controlada, habiéndose moderado en noviembre por cuarto mes consecutivo y fijándose en un 6,8%. Sigue habiendo liquidez, por lo que el mercado aguantará".

No obstante, Pérez reconoce que "el encarecimiento de las hipotecas ya ha provocado una caída de la demanda que está afectando a los precios, aunque no al apetito inversor”.

Otras voces del mercado inmobiliario como gestoras y tasadoras aseguran que los inversores están optando por una política de prudencia y que, aunque están paralizando muchas operaciones a la espera de que se vayan despejando las incertidumbres, su interés se mantiene y la actividad se reanudará en los próximos meses. 

Fuente: idealista.com